Todo Lo Que Deberías Saber Antes De Adoptar Un Fox Terrier

Terrier Chileno – Ahora una raza propia, fue creada combinando el Fox Terrier con otras razas nativas chilenas. Terrier Brasileiro – Ahora una raza por derecho propio, que fue creada combinando el Fox Terrier con otras razas pequeñas, como Chihuahuas y Pinschers Miniatura. Los Fox Terriers son una raza extremadamente activa que requiere de quince a dos horas de ejercicio al día y que felizmente continuará más allá de esto si se le da la oportunidad. Lo ideal es que se les conceda un tiempo de descanso y que se les sostenga entretenidos con un entorno estimulante.

 

Tanto por su tamaño como por su carácter, son amoldables a cualquier entorno. Así que no debes preocuparte si vives en la ciudad, en el campo, en una casa grande o bien en una pequeña, el fox terrier es capaz para todos los hábitats. El braco alemán de pelo corto es un genial perro familiar, aunque no se conforma con estar sentado todo el día. Juguetón e inteligente, este can necesita ejercicio diario y acceso a un jardín de buen tamaño.

 

Por su carácter, precisa de un amo activo, firme en su educación y disponible, con quien pueda salir a ejercitarse. Si deseas adoptar un animal de compañía, acá te mostramos las razas de perros pequeños más populares, perros toy, perros miniatura y más.

 

Generalmente, el pelo cubre la panza y por dentro de las piernas. El color del pelo es predominantemente blanco con marcas de color negro y café. El Fox Terrier liso tiene una destreza fuerte para los trucos de perros y ha sido probado alrededor del planeta en sus actuaciones teatrales y circenses. Son perros cazadores desde hace siglos y ese carácter es la clave de su forma de ser.

 

Trabajamos todo el año, máxima seriedad, solo camadas completas, solo cachorros, no perros adultos, con por lo menos 40 días, que coman solos, con o bien sin vacunas, nos ocupamos de todo. A diferencia del fox terrier original, el fox terrier toy no necesita tanta actividad robusta para mantenerse feliz y equilibrado.

 

Sus personalidades audaces y su pequeño tamaño les dejan amoldarse a los ambientes urbanos, mas suministrar el nivel de ejercicio que necesita la raza puede ser un reto. Todos los perros tienen una personalidad propia y única, mas ciertos instintos y comportamientos son innatos. Prueba nuestro selector de razas y descubre qué razas de perros se amoldan mejor a tus preferencias y a tu estilo de vida. Si tu perro y tú gozáis de cosas parecidas, probablemente vais a vivir una vida feliz y satisfactoria juntos. Los fox terrier de pelo alambre son juguetones y no se quedarán quietos reposadamente en casa como un mueble más.

 

Un cánido con pedigree LOE puede valer alrededor de setecientos€, mientras que los estirpes reconocidos pueden rondar los 900€. El terrier es muy celoso y puede atacar a otros perros aun más grandes que él. La convivencia con sus congéneres es difícil, aunque puede progresar si ambos perros conviven desde cachorros. El Fox terrier es de carácter fuerte y le gusta controlar todo a su alrededor.

 

Se sienten realizados cuando les asignan una tarea y intentan gustar a sus propietarios. Por naturaleza, les chifla excavar y pueden llegar a hacerlo, singularmente si están aburridos. Lo mejor para ellos es una familia que quiera incluir a su mascota en muchos juegos activos.

 

Aunque es verdad que existe una ligera diferencia de tamaño entre las dos variedades en su estándar, puesto que el fox terrier de pelo duro pesa 8,25 kilogramos en el caso de los machos, y algo menos las hembras. La variedad de pelo llano es algo más ligera, pesando entre siete,5 y 8 kilos los machos, y entre siete y siete,5 kilos las hembras​.

 

La diferencia primordial y más obvia entre los dos es su género de capa. El Fox Terrier también ha sido utilizado como base para muchas otras razas, siendo quizás el ejemplo más conocido el Jack Russell Terrier. El Fox Terrier tiene un temperamento amigable, y no ha de ser beligerante, pero puede ser fuerte de voluntad y tozudo y en consecuencia no es una raza conveniente para los dueños de perros por primera vez. Su carácter independiente y fuerte conjuntado con sus raíces de caza significa que la formación y la socialización temprana son esenciales para eludir problemas de comportamiento. Los Fox Terriers son enérgicos y aprenden muy rápidamente, se aburren de forma fácil, con lo que necesitan mucho entretenimiento y ejercicio.

 

Este can es utilizado hoy en día en su gran mayoría como perro doméstico y cuenta con unas grandes cualidades, con vivacidad y energía. Los terriers de fox han ganado más títulos “westminster best in show” que cualquier otra raza. Los fox terrier cuentan con un total combinado de dieciocho victorias. Pueden ser cabezotas y dominantes (quieren ser el jefe) y te van a hacer demostrar que puedes hacer que hagan cosas.

 

Sus huesos son compactos y las extremidades son fuertes y musculosas. Este can tiene el pelo externo denso y áspero y el subpelo más suave y corto. Los colores más frecuentes son el blanco con manchas negras, el leonado o bien el leonado negro. Tu Fox Terrier de pelo duro es bastante cabezota e independiente y no se lleva muy bien con otros perros que puedan robar su protagonismo. Buscará riña y, cuando la empieza, no reculará de forma fácil.

 

Cuando no es posible salir a caminar al aire libre, jugar en casa con una pelota puede ser suficiente. Aunque tiene un carácter extravertido y seguro de sí, el fox terrier requiere la atención de su dueño, especialmente debido al requerimiento de actividad física diaria. Esta necesidad aumenta a medida que el perro va alcanzando la edad adulta, etapa en la que debes brindarle suficiente atención y estímulo para sostenerlo fuera de problemas. Como el resto de las razas, estos terriers precisan una socialización temprana, es decir, la exposición a bastantes personas diferentes, imágenes, sonidos y experiencias desde que son jóvenes.

 

En lo que a conducta y personalidad se refiere, podemos decir que los dos perros son prácticamente iguales y mantienen los rasgos típicos de la raza. Como prácticamente todos los perros que han sido creados para la caza, el Fox Terrier muestra un carácter enérgico y vivaz. Hoy en día se ha amoldado a este perro como de compañía, pero debe efectuarse siempre y en toda circunstancia un buen entrenamiento y una temprana socialización a fin de que el perro no desarrolle conductas agresivas. El exceso de energía y el instinto de caza puede llevarlo a mostrarse agresivo con otros perros o animales si no lo socializamos y le enseñamos disciplina desde pequeño. En cuanto al resto, es un can con energía que ayudará a toda la familia a sostenerse activos.

 

Necesitan desahogar su energía natural a lo largo de un buen rato al día, en caso contrario su equilibrio sensible se resiente, incluso irrecuperablemente. También es preciso socializarlo con el resto perros, sean de la raza que sean, puesto que si no pueden ser un tanto pendencieros, en muchas ocasiones por miedo únicamente. Milú, el fiel compañero de aventuras de Tintín, es un Fox Terrier de pelo duro que creó Hergé para darle al joven cronista un leal compañero de aventuras que supusiera un contrapunto al carácter de Tintín.

 

El término fox terrier se empleó de forma genérica en la última parte del siglo XIX. Se refería a un conjunto de perros de diferente tipo que eran criados para la caza. Esta clase de perros eran llamados generalmente foxies (zorreros en inglés) sin importar un mínimo su tipo o tamaño. El primer fox terrier, un can llamado “Foiler” o “Viejo Foiler”, fue registrado por el Kennel Club alrededor de mil ochocientos setenta y cinco o 1876, y con su cría comenzó el proceso de estandarización. El Fox Terrier es buen guardián y compañero para familias y personas mayores.

 

En lo que se refiere a sus cuidados, el Fox terrier necesita de cepillado regular (el de pelo duro frecuentemente diaria) y de ejercicio (para evitar problemas de ansiedad e irascibilidad). El Fox terrier de pelo plano acepta menos el frío que el de pelo alambre. Un cepillado semanal para los de pelo liso y 2 o 3 para los de pelo duro serán suficientes para sostener su mantón en estupendas condiciones.

 

Los ojos, pequeños y oscuros, han de ser lo más redondos posibles y tener una expresión de inteligencia. Las orejas son pequeñas, en forma de “V” y caídas cara el frente.

 

Tras su primera participación en una exposición canina en 1862, el Fox terrier gozó de una década de gran apogeo y popularidad, convirtiéndose en uno de los terriers más populares de Inglaterra. La luxación del hombro en los fox terrier es uno de los inconvenientes más habituales que podemos ver en esta raza. Se produce cuando la cabeza del húmero se desplaza de la cavidad que la acoge, pudiendo producir daños en los tendones y los ligamentos de la articulación.