Textil publicitario: cualidades de una buena impresión

textil publicitario

La fama del textil publicitario sigue creciendo y esto se debe a que el impacto de esta estrategia en los clientes se traduce en un importante crecimiento económico de las empresas que saben usar dicho recurso.

Pero ¿cómo saber si la compañía a la que encomendamos este servicio ha realizado un buen trabajo para nosotros? Podemos apreciar el resultado a simple vista, sin embargo, la falta de experiencia en el área puede hacernos pasar por alto detalles en los colores o calidad de la técnica seleccionada, que, a su vez, afectarían la calidad del producto y nuestra reputación.

En este sentido, aunque no seamos expertos en impresión textil, tenemos la posibilidad de ponernos en los zapatos de nuestros consumidores y apreciar el producto, usando como referencia los detalles que estos suelen valorar.

Así por ejemplo, es fundamental que el estampado no afecte la usabilidad del material, por ello no son recomendables aquellas técnicas cuyo resultado se percibe al tacto y afecta la capacidad de doblez de la tela o la comodidad  de la prenda.

Por otra parte, en la selección del tipo de tela y técnica de impresión a utilizar es menester tener en cuenta el uso al que será sometido el textil publicitario, la durabilidad de las cualidades del color ante las lavadas y el coste que pueden representar para la empresa. De igual forma, conviene determinar si se requerirá tinta tóxica, debido a que la misma exige de procedimientos extras.

Adicionalmente, una buena impresión se distingue por reflejar los colores exactos que el cliente ha seleccionado para la publicidad y no es conveniente obviar este aspecto, porque los mismos no son fruto de un hecho casual sino de diferentes estudios mediante los cuales se ha determinado su idoneidad.

Por último, tengamos en cuenta el tiempo que demora nuestro pedido, puesto que será indispensable para calcular la eficiencia de nuestra campaña publicitaria. El mismo podrá variar según la cantidad de ejemplares que se requieran y la técnica que se utilice, por ello, será conveniente pedir asesoramiento al respecto.