Qué es un cerrojo acorazado y cuáles son sus ventajas

cerrojo-cerrajeros-en-zaragoza

 

Instalar una segunda cerradura en nuestra puerta incrementa la seguridad y nos permite vivir más tranquilos, nadie lo duda. Los cerrojos acorazados son una excelente alternativa al respecto, pues dificultan la acción de los ladrones y actúan como elemento disuasorio en muchas ocasiones. Son muy demandados para ser instalados en segundas residencias y lugares apartados.

 

La cerradura de la puerta, por muchos puntos de cierre que posea, y accesorios, como los cerrojos convencionales, a veces no son suficientes para garantizar una seguridad aceptable. En ocasiones, es preciso instalar complementos adicionales eficaces y a prueba de los cacos más osados.

 

Los cerrojos acorazados se adaptan a todo tipo de puertas y ventanas, aportando un plus de seguridad a nuestra primera o segunda residencia. Se trata de mecanismos dotados de cilindros reforzados con acero, que convierten en inviolable la parte exterior del elemento. Además, el sistema impide su manipulación por personas ajenas a la finca en cuestión, gracias a una protección extra del orificio por el que se introduce la llave.

 

Las ventajas de los cerrojos acorazados de seguridad son evidentes, ya que significan un obstáculo casi insalvable para los amigos de lo ajeno. Los mecanismos convencionales no acorazados, por el contrario, son fácilmente manipulables con herramientas que se encuentran sin problema en el mercado.

Existen distintos tipos de cerrojos acorazados, que se acomodan perfectamente a las necesidades específicas de cada propietario. Es importante que la instalación de estos mecanismos sea llevada a cabo por cerrajeros experimentados. Únicamente profesionales, como los de la empresa de cerrajeros en Zaragoza, son capaces de proporcionar una garantía absoluta, además de trabajar con los mejores materiales y marcas del mercado. Hemos de tener en cuenta que, a la hora de instalar sistemas adicionales, es crucial no causar daños en puntos clave de la puerta o cerradura original.

En definitiva, los cerrojos acorazados adicionales consiguen ralentizar las maniobras y acciones de los atracadores. Proporcionan un plus de seguridad y, por tanto, de tranquilidad, al ser elementos prácticamente inviolables. Los números cantan: el porcentaje de viviendas violentadas es superior cuando éstas carecen de elementos de seguridad complementarios.

Nuestro cerrajero de confianza siempre nos ofrece un servicio integral de seguridad que, en muchas ocasiones, debe incluir los mecanismos a los que hemos dedicado el presente post.

Si crees necesitar sistemas de protección complementarios, no dudes en exponernos tus dudas y necesidades. Te asesoraremos y, si es necesario, dotaremos a tus puertas o ventanas de los dispositivos de seguridad más avanzados del momento.